Renace la Devoción: Una marea humana acompaña al Nazareno Negro tras la pandemia

Filipinas es, junto con Timor Oriental, el único país en Asia donde la mayoría de sus habitantes profesan el catolicismo.